Hi.

Welcome to my blog. I document my adventures in travel, style, and food. Hope you have a nice stay!

La cúrcuma, panacea natural según la ciencia

La palabra "cúrcuma" proviene del árabe "kourkoum" (azafrán). En inglés su nombre es "turmeric". Y su nombre científico es "Curcuma longa". Pertenece a la misma familia que el jengibre (zingiberáceas).

Cada vez es más popular, pero todavía hay muchas personas que no saben lo que es ni sus extraordinarias propiedades.

Las Medicinas orientales la usan desde hace más de mil años. Dioscórides ya la menciona y Marco Polo en 1280 registró el uso de esta especie en su diario:

“Existe un vegetal que tiene todas las propiedades del azafrán, así como su olor y sabor, pero no es realmente azafrán”.

Se trata del colorante anaranjado que le da color al famoso curry de la comida hindú

La curcumina es su principio activo y responsable de ese color tan exótico y de gran parte de su fama milenaria de ser  una especia cuyos beneficios saludables no conocen casi límites, según los últimos estudios científicos que se siguen publicando año tras año.

Dos me han llamado mucho la atención en la última semana (principios de diciembre de 2014):

El primero 

Sobre la capacidad de la cúrcuma para "descalcificar" la glándula pineal,  que produce la melatonina, la hormona que regula el sueño y que es un potente antioxidante.

El estudio realizado por científicos de la Universidad de Sukhadia, en la India, ha sido publicado en la revista "Pharmacognosy" y expone que la cúrcuma es capaz de atenuar la acción neurotóxica del flúor, que parece afectar especialmente a esa glándula.

El segundo 

Que revela la capacidad antidepresiva de la cúrcuma, superior a la fluoxetina (Prozac) y además sin los efectos secundarios ya conocidos.

El estudio lo han realizado investigadores del Departamento de Farmacología del Government Medical College en Bhavnagar, Gujarat, India compararon los efectos de la cúrcuma y Prozac (fluoxetina), ambos usados en conjunto e individualmente, en 60 pacientes con diagnóstico de trastorno depresivo mayor (TDM) y ha sido publicado en la revista “Phytotherapy Research”.

Hace unos diez años conocí la existencia de esta especia. Hace dos o tres la incorporé a mi dieta y a la de mi familia.

Sirve para tantas cosas que sería más rápido mencionar para lo que no sirve, si es que existe algo para lo que la curcumina no sea beneficioso.

Propiedades y trastornos para los que puede ser útil:

Sus propiedades reconocidas son como antioxidante, antinflamatoria, anticancerígena, hepatoprotectora, carminativa, estimulante del sistema inmune y un interminable etcétera.

Es útil para los siguientes problemas:

Dolor e inflamación.

Depresión.

Insomnio.

Enfermedades cardiológicas.

Enfermedades neurológicas: Parkinson y Alzheimer.

Problemas del hígado.

Trastornos digestivos.

Sistema inmune.

Diabetes.

Problemas respiratorios.

Problemas de la piel.

El caso del Parkinson resulta especialmente revelador sobre la potencia de la cúrcuma.

La cúrcuma es capaz de prevenir la aberración de la alfa-sinucleína, que se considera en el origen de la formación de los cuerpos de Lewy y del Parkinson.

Su capacidad antinflamatoria y antioxidante actúa sobre estas dos posibles causas del Parkinson. Además, eleva el glutatión, desintoxica y protege el hígado, etc.

Se puede comprar el rizoma (una especie de raíz leñosa), pero normalmente se vende en polvo, tanto en herboristerías como en los supermercados.

Requisitos para que nuestro cuerpo la asimile:

Los estudios que se han hecho con la cúrcuma sola demuestran que el cuerpo no es capaz de asimilarla a menos que se le añada piperina, el principio activo de la pimienta negra.

El curry combina la cúrcuma y la pimienta negra junto a otros muchos ingredientes.

Parece ser que además debe tomarse con algo de grasa y caliente para mejorar aún más la asimilación.

Normalmente suelo tomar la cúrcuma con pimienta negra con tomate frito, tanto en los almuerzos como en las cenas.

Advertencias y precauciones:

Incluso los alimentos más habituales, como el café, el azúcar o la sal, deben tomarse con precaución. Asi que la cúrcuma está desaconsejada en varias situaciones:

En caso de embarazo y lactancia.

Problemas de la vesícula biliar.

En caso de tomar medicación anticoagulante o de cirugía se debe consultar con el médico, porque la cúrcuma hace más fluida la sangre y retarda el tiempo de coagulación de la sangre.

Jesús Márquez  / http://jesusmarquezrivera.com / jesusmarquezrivera@yahoo.es


El sínodo del cadáver, vendetta Vaticana

Racismo en Europa ¿quien tiene la culpa?