Hi.

Welcome to my blog. I document my adventures in travel, style, and food. Hope you have a nice stay!

Inseguridad y peligro en Guatemala

Guatemala es uno de los países más inseguros del mundo, situado en Centroamérica tiene uno de los índices de asesinatos que más han aumentado en los últimos años. Todo ello debido al auge de la criminalidad que se aúna con la situación de pobreza, desamparo, miseria, desempleo y carestía de la vida que ha generado la ruptura de la paz social, todo ello aunado al auge de las maras en todo el territorio centroamericano. 

Los datos arrojan unas cifras preocupantes ya que el índice de asesinatos se sitúa en cerca de 40 muertos por cada 100,000 habitantes, esto significa que Guatemala, después de El Salvador y Honduras, es el país más peligroso de la región. Debemos centrarnos en estos datos

De los 14 millones de guatemaltecos, según datos de Fundesa, mes a mes son víctimas siguientes ataques

  •  355 homicidios por arma de fuego
  •  450 robos de motocicletas
  • 290 desapariciones
  • 70 violaciones
  • Q40mm cobrados vía extorsiones.
  • •    PIB Per cápita de Guatemala, en 2013 fue de 2.619€ euros, por lo que si ordenamos los países en función de su PIB per cápita, se encuentra en el puesto 114, por lo que sus habitantes tienen, según este parametro, un bajo nivel de riqueza en relación a los 183 países del mundo.
  • •    Esperanza de vida de Guatemala, en 2012 fue de 71,66 años. Está en el puesto 99 de los 182.
  • •    IDH de Guatemala, el país se encuentra en el 119º puesto del ranking de IDH formado por 178 países.
  • De modo que podemos hacer una correlación entre los datos demográficos, sociales y económicos para poder detectar el por qué del auge de la violencia en este país. Y la encontramos en el desplome de la sociedad puesto que en los datos publicados sobre Guatemala en el año 2002 el numero de asesinatos se situaba en torno a 30 de cada 100,000 habitantes.

Frente a esta situación social debemos entender también que la autoridad política no ha sabido actuar contra la delincuencia común y el crimen organizado, que en la región cristaliza en forma de maras, grupos de pandilleros, y ha perdido el control razón por la cual los espacios reservados a la policía fue ocupado por el ejército a fin de poder mantener la paz social. Debido a eso Guatemala se ha convertido durante la primera década del siglo XXI en un lugar sumamente peligroso y violento que se traduce en una situación de ingobernabilidad eral que polariza a la masa social contra la masa política que no puede hacerse con el control efectivo del estado. Que se ha traducido en una violencia social polarizada en varias ramas 

Entre ellos nos encontramos con el feminicidio

El número de mujeres asesinadas en Guatemala se disparó durante esta década. La violencia contra las mujeres se ha traducido en un aumento ingente de ataques contra las mujeres (2,500 mujeres asesinadas en un breve periodo de tiempo). Este tipo de violencia se manifiesta en la forma de asesinatos pero también de secuestros y violaciones.

Limpieza social

Este es un concepto que se acerca peligrosamente a los conceptos de genocidio o crímenes masivos de odio que se traducen en estructuras de grupos de delincuentes que se dedican a la ejecución de personas (hablamos de estructuras con capacidad financiera, logística etc…) Cuya función es la eliminación de grupos de pandilleros, bandas de delincuentes pero sobre todo maras, existen supuestamente dos tipos de grupos, los que actúan de motu proprio tratando de eliminar grupos rivales y otras que actúan a sueldo.

Una de las funciones de estos grupos es también la de forzar desapariciones, que se vuelven a reportar dentro de los ingobernables territorios centroamericanos donde gobiernan las maras.

La violencia cuesta dinero

Según los estudios de Fundesa a Guatemala la situación de violencia e inseguridad generalizado le cuesta 9.8 millones de dólares al año, lo que podríamos traducir en un costo general del 11,3 % de su PIB. De modo que la violencia es cuestión de dinero y a menor seguridad menos ingresos y un estado necesita seguridad para ingresar más y financiarse mejor, es más curiosamente el banco mundial (en el año 2011) declaró que una bajada del 14% en los homicidios del país centroamericano generaría un crecimiento de un 1% en su PIB anual.

El intento del gobierno, incapaz aún de un control efectivo sobre toda la situación, es buscar el consenso para un plan estratégico de seguridad y justicia. Aunque eso para que no sean bonitas palabras y brindis al sol debería cristalizar en medidas legales, de desarrollo y mejora económica y financiera así como programas de reinserción social de segmentos de la población excluida por su situación de pobreza que permita una reconciliación social y una cohesión que puedo unir de nuevo a la sociedad guatemalteca en un entorno seguro.


Samsung gear VR, gafas de realidad virtual

Boko Haram, el Estado Islámico en Nigeria