Hi.

Welcome to my blog. I document my adventures in travel, style, and food. Hope you have a nice stay!

El tratamiento del cáncer de mama

El cáncer de mama suele constituir un 30 % de los canceres que una mujer puede sufrir. Los tratamientos, cada vez más avanzados, pueden llegar a curar la enfermedad o a alargar la esperanza de vida de las que lo padezcan. También los hombres pueden padecer cáncer de mama, aunque la probabilidad es muchísimo menor que en una mujer. Se ha demostrado que las que más lo padecen son las mujeres occidentales. 

Los tratamientos para el cáncer de mama son los siguientes:

Tratamientos de cirugía

Cirugía de la mama para extirpar el tumor y el tejido residual. Dependiendo del tamaño, tipo de tumor y otros criterios se llevará acabo una mastectomía radical o parcial de la misma, es decir, eliminando la mama o parte de la misma. Todo esto es ya bastante traumático a nivel psicológico para la mujer.  

También es normal hacer resección quirúrgica de los ganglios y hacerle a todo ello un análisis histiopatológico, es decir, un análisis de las células extraídas para ver su morfología, y comprobar si es cáncer y que tipo de cáncer es. 

Normalmente la cirugía es la primera opción, si bien es a veces necesario dar tratamientos de quimioterapia antes de hacer cirugía para aminorar el tamaño tumoral de aquellos canceres localmente avanzados.

Tratamientos de quimioterapia

El siguiente tratamiento consistirá en quimioterapia, mediante el uso de drogas únicas o combinadas. La tendencia es a combinar estas drogas, los citostáticos, cuya misión viene a ser la de  destruir e impedir el crecimiento de células cancerígenas. Tiene muchos efectos secundarios, pues evita el crecimiento de aquellos tejidos que se renuevan rápidamente: la sangre, plaquetas. Puede haber en ocasiones bajadas de hematíes (con el consiguiente cansancio) y supresión inmunológica, con lo cual aumenta la probabilidad de sufrir infecciones. 

También la piel es un tejido que se renueva con rapidez. Ello puede dar lugar a que la piel esté seca, se agriete. Y en muchos casos se produce la alopecia, que puede causar un gran trauma a muchas mujeres. 

A nivel del aparato digestivo se dan vómitos, nauseas, diarreas, hipersensibilidad olfativa,. También se dan ulceras o mucositis en la boca y en el recto, conjuntivitis, hormigueo en los dedos, y un largo ectetera.. Afortunadamente para tratar los vómitos están los nuevos agentes antieméticos como el granisetron, el ondansetron... 

Los tipos de agentes usados en quimioterapia son agentes alquilantes, antimetabolítos. alcaloides, de la vinca (una planta) , derivados del cisplatino, el paclitaxel, que es un compuesto extraído de la corteza del Tejo del Pacífico...

La duración del tratamiento de quimioterapia debe estar entre 4 y 8 ciclos. 
La radioterapía consiste en exponer a una persona a radiaciones ionizantes altas, para que impidan el crecimiento celular. Lo normal es que se use como un agente coadyudante junto con la quimioterapia. Conlleva efectos secundarios como sequedad de la zona irradiada, dolor, fiebre, nauseas, vómitos. 

Tratamiento de hormonoterapia

La hormonoterapia sólo beneficiará a aquellas mujeres que hayan tenido un tumor hormonodependiente, es decir, un tumor que, por así decirlo, se alimenta de los estrógenos. Por ello, los primeros tratamientos fueron encaminados hacia la extirpación de los ovarios. Años después salio el tamoxifeno. En un estudio del año 96 se comprueba que 5 años de tamoxifeno era el tiempo  máximo necesario, pues tomarlo durante más tiempo no traería mayor beneficio. Después salieron los inhibidores de la aromatasa, que intervienen en el metabolismo de los estrógenos. Sobre estos inhibidores de la aromatasa (anastrozol, exemestano, letrozol) no hay todavía un acuerdo sobre cual es el tiempo que debe tomarse. 

Los efectos secundarios del tratamiento hormonal son los siguientes:
En mujeres pre-menopausicas: calores, malestar, sudor, dificultades a la hora de tener relaciones sexuales...

Post-menopausicas: dolores óseos, molestias articulares, esto es debido a que aumenta la osteoporosis. Para tratar eso tenemos el zoledronato, que nutre al hueso y evita las posibilidades de que el cáncer vuelva al tejido óseo. 

Terapia con anticuerpos monoclonales

De este tipo de tratamiento sólo se pueden beneficiar aproximadamente el 20% de los canceres de mama. Y serán candidatas aquellas en las que el protooncogen, el HER2, tiene un alto nivel de expresión en la membrana de la célula (del tejido de las lesiones cancerosas). El anticuerpo monoclonal, el trastuzumab, se une al antígeno, el HER2, y hace que la célula muera, evitando así la proliferación de la enfermedad. 

En 2005 salió un estudio científico en el que se avala la importancia de prescribir esta medicación a aquellas pacientes que se puedan beneficiar de él. Su uso es recomendado durante 1 año. 

También, en ocasiones se emplea el bevacizumab (junto con la quimioterapia), un anticuerpo de efectos antiangiogénicos, es decir, que impiden el desarrollo de los vasos sanguíneos que nutren al tumor. 

En el tratamiento del tumor metastásico de mama se usan tanto la quimioterapia, la terapia hormonal, así como la cirugía, que puede incluir la resección de metástasis hepáticas, o cirugías en metástasis óseas que pueden consistir en prótesis de hombro, de cadera, de rodilla, etc...

Los tratamientos están mejorando mucho, existiendo cada vez mayor arsenal terapéutico para luchar contra el cáncer. 
    


15 Aniversario de PlayStation 2

La marihuana es 100 veces más segura que el alcohol