Hi.

Welcome to my blog. I document my adventures in travel, style, and food. Hope you have a nice stay!

Cuba, Cuarenta años de bloqueo

Cuba, la bella isla caribeña, sufre un largo y anacrónico embargo impuesto por los Estados Unidos desde hace 53 años! Hagamos un poco de historia: en 1960 Estados Unidos impuso un embargo parcial como respuesta a las expropiaciones por parte del gobierno revolucionario cubano de propiedades privadas de ciudadanos norteamericanos, y empresas de este país en Cuba. En 1962, el embargo se hace casi total, debido a la famosa crisis de los misiles que protagonizaron la URSS de Kruschev y Kennedy, presidente de Estados Unidos.

En 1992, el Senado Americano elevó el embargo a Cuba a rango de ley al aprobar el Cuban Democracy Act, donde las sanciones debían ser mantenidas mientras Cuba no diera pasos significativos hacia la democratización del país, y el respeto por los derechos humanos. La Ley Helms-Burton Act aprobada en 1996, abrió las puertas a los negocios privados dentro de la isla e incluso, con el gobierno cubano, por parte de ciudadanos de los Estados Unidos, suavizando aparentemente la dureza de un embargo injusto que tanto ha pesado en el desarrollo de la economía cubana.

Hay que decir que el embargo a Cuba es un hecho insólito en el derecho internacional. Se trata del embargo más dilatado de la historia contemporánea, realizado unilateralmente por otro país, que invade la jurisdicción de terceros países al posibilitar la vía de sanciones económicas para aquellos que comercien con Cuba.

Que es un embargo manifiestamente ilegal se puede ilustrar con el hecho de que ha sido condenado en 21 ocasiones por las Naciones Unidas, ya que supone un perjuicio injusto para el desarrollo de la economía cubana y por lo tanto, también del propio pueblo cubano. La última votación celebrada en las Naciones Unidas contra el embargo fue prácticamente unánime, y solo Estados Unidos, Israel y Palau, un remoto y pequeño país insular situado en el Oeste del Pacífico, lo siguieron apoyando.

Los cubanos llaman al embargo “bloqueo”

Y esta palabra quizás sintetice mejor las consecuencias que durante largos años los cubanos han sufrido por la agresiva e injustificada política norteamericana hacia Cuba. El embargo ha producido periodos de gran escasez en la isla. Especialmente duro fue el llamado “periodo especial” de los años 90 , que produjo un gran sufrimiento a la población e impactos muy negativos para la economía y el desarrollo del país. Los productos de primera necesidad escaseaban, así como los suministros para la industria, medicinas, petróleo, etc. El gobierno cubano, por aquellas fechas, no tuvo más remedio que volver a las cartillas de racionamiento para la población.

La pregunta es si realmente Cuba es una amenaza para los Estados Unidos o para el resto del mundo “libre”, según la concepción norteamericana de este concepto? Es verosímil creer que un pequeño país de apenas 12 millones de habitantes, puede poner en riesgo a la seguridad de la primera potencia económica y militar del mundo, con una población que supera los 3oo millones?

Parece claro que el bloqueo a Cuba fue una política ideológica y de propaganda que le pudo servir a los Estados Unidos para presentarse ante el mundo como el país que defendía la libertad y los derechos humanos. Tal vez les funcionó en la guerra fría, pero actualmente la política norteamericana de defensa de los derechos humanos está absolutamente desprestigiada y no es creíble después de episodios como la invasión de Irak, vulnerando el derecho internacional y sobre la base de una descomunal mentira, o la prisión de cientos de personas sin cargos, ni juicios en la prisión que de Guantánamo, un lugar siniestro donde se violan diariamente los derechos humanos y que, precisamente, se encuentra situada en Cuba.

Este espacio, que parece estar en una especie de limbo jurídico, recluye a personas detenidas por las autoridades militares de los Estados Unidos ilegal y arbitrariamente. Permanecen allí por tiempo indefinido, sin tener cargos formales, por lo tanto sin poder defenderse, en unas condiciones de detención inhumanas, denunciadas hasta la saciedad por todo tipo de organizaciones defensoras de los derechos humanos, tribunales internacionales, jueces y fiscales (muchos de ellos de los Estados Unidos), etc. Hay constancia de que en Guantánamo se han practicado torturas en los interrogatorios de los prisioneros, y se producen situaciones de humillación de los detenidos con ciertas prácticas que pretenden ridiculizar sus creencias religiosas, morales, culturales, etc.

Estos ejemplos, pero hay muchos más, sitúan a los Estados Unidos como el país que cada vez más actúa unilateralmente al margen del sistema de Naciones Unidas y del derecho internacional, cuando sus intereses, especialmente económicos, son cuestionados en cualquier parte del mundo. Y Cuba no iba a ser la excepción.

La política americana

Con respecto a Cuba ha tratado simplemente de producir la asfixia económica del país con el único propósito de hacer caer el régimen cubano. Se trata de justificar el miedo atávico que en Estados Unidos se ha tenido a todo lo que huela a socialismo, se trata también de impedir el supuesto “contagio” a otros países sanos, de establecer el cordón sanitario del que tanto se habla para impedir que el virus se extienda por El Caribe y de allí salte a Latinoamérica.

Todas las justificaciones de los Estados Unidos para mantener el embargo de Cuba, un tanto paranoicas e infantiles, hoy casi producen risa, si no fuera porque sigue impidiendo el normal desarrollo de un país soberano. Según el gobierno cubano, el embargo ha producido daños directos a la economía cubana por más de 70 mil millones de dólares. Además de los daños económicos hay que hablar también de los daños sociales producidos a la población, que se traducen en la alimentación, la salud, educación, cultura, etc.

Todos los sectores de la economía cubana han sido perjudicados. También las exportaciones del país se han visto frenadas. El embargo ha afectado y afecta al turismo, y a las inversiones extranjeras directas que el país podría captar si no sufriera el bloqueo. Por lo tanto es una política de los Estados Unidos que lleva castigando a Cuba durante décadas y aún, hoy día, sigue siendo el principal obstáculo para el desarrollo de la economía cubana.

Incluso actualmente no se han flexibilizado, como en su momento se dijo, las restricciones impuestas a los productos alimenticios y los medicamentos, lo cual es una amenaza directa a la seguridad alimenticia de la población y su salud.

Sin embargo y a pesar de todas estas penalidades, Cuba ha destacado por su gran desarrollo humano, en materia de educación, salud, investigación, cultura (con recursos extremadamente bajos) según ponen de manifiesto la excelencia de todos los indicadores estadísticos, reconocidos internacionalmente por las Agencias Internacionales, como UNICEF o la OMS.

El embargo a Cuba es ya intolerable desde el punto de vista humanitario, desde el punto de vista de promoción y protección de los derechos humanos, y desde el punto de vista del derecho internacional. Es cuestionado internacionalmente como una herencia de la guerra fría, sin que tenga mucho sentido en un mundo cada vez más globalizado, con nuevos países emergentes, y con nuevas amenazas, como el agotamiento de los recursos del planeta, el cambio climático, la explosión demográfica, etc. En este contexto de cambios y reajustes de alianzas a nivel mundial, que amenaza representa un pequeño país como Cuba?

El embargo o bloqueo

Para los cubanos, es por lo tanto un anacronismo histórico y económico, que no tiene la más mínima justificación en el mundo actual. Incluso dentro de los Estados Unidos cada vez hay más voces discordantes y a favor del levantamiento del embargo en poderosas corporaciones económicas, y asociaciones empresariales que ven oportunidades pérdidas.

Resulta inverosímil que países que sí han tenido posiciones beligerantes en la defensa de los derechos humanos, como es el caso de Francia, países nórdicos, y algún que otro país de la Unión Europea mantengan, en este tema, una política de absoluta sumisión respecto a los Estados Unidos. En ciertos temas Europa se somete con mucha facilidad a los dictados del imperio, quizás porque el que recibe, calla.

En muchos escenarios Europa es una gran aliada de los Estados Unidos, y algunos países más que otros. Se entiende que esta gran política de pactos, requiere silencios y complicidades en otros asuntos, como contrapartida.

Lo cierto es que podría ser interesante que los países europeos como otros del resto del mundo, tomaran decisiones soberanas respecto al bloqueo cubano. Para ello sería interesante que se negociaran acuerdos comerciales con Cuba y se establecieran relaciones económicas con la isla. La Unión Europea tiene mucho que hacer en este sentido.

Sería la mejor forma de ayudar al pueblo cubano y romper el bloqueo a Cuba de forma efectiva y, quizás, definitiva.

Sex pistols - Never mind the bollocks (1977)

La revolución venezolana ha traído corrupción